jueves, 6 de agosto de 2009

Acidez

Noto mi imaginación mermada desde que las Polaroid cuestan 20 € y perdí, para más inri, el cable para pasar las fotos al pc.
Cada día está más lejos la idea de tener una flamante reflex, de esas que te jode la espalda por su divino peso.
Y es que vender potingues con la etiqueta del Mar Muerto no es lo mío. Hay dos curros que en mi vida podría realizar: comercial y político. No sé mentir. Simple y llanamente.
Siempre podré hacer fotos con mi móvil, con una cámara de 1.3 mp. Oh, cielos, estoy bien jodida.
Necesito canalizar mi creatividad. Podría hacer esculturas con excrementos de vaca. Los que dicen ser artistas lo hacen y se quedan la mar de satisfechos. No, creo que todavía me queda algo de dignidad.
En esta mierda de mundo todo está inventado y reinventado.
Siempre podré escribir y decir lo mucho que odio a Isabel Coixet y todo ese grupillo de gafapastas cocainómanos y promiscuos, amantes del suplemento de El País de los viernes y que alaban a Woody Allen sin querer admitir que Vicky, Cristina, Barcelona es una puta mierda infumable.
Allen, tío, ¿se te ha ido la jodida cabeza? ¿qué te ha pasado? tú antes molabas, tú y Diane Keaton. Tú y tus visitas al psicoanalista. ¿Por qué este bodrio? ¿Y por qué Bardem y Cruz? ¿Por qué? este mundo está lleno de enigmas.
Un bote de sopa de tomate Campbells. Muy bien, Andy Warhol, quisiste transmitir a la gente que los paises occidentales (u occidentalizados) viven sumidos en una sociedad de consumismo irrefrenable. Filmaste el Empire State Building unas doce horas, ralentizando la imagen a 12 fps, para que encima se hiciera interminable. ¿Cine alternativo? En serio, Warhol, a veces pienso que mereciste aquellos disparos de la señorita Solanas. Eres el rey del pop art. Enhorabuena. Ahora las pijas del mercadillo llevan en los bolsos a Marilyn Monroe pintarrajeada y tus putos botes. Quisiste criticar esta sociedad consumista y sólo conseguiste que convirtieran tus ¿creaciones? en algo más que vender. Te salió el tiro por la culata. Tranquilo, creaste una generación de incomprendidos que van dejando sus mierdas en cualquier exposición. Ahora una línea negra sobre un fondo blanco es digno de ocupar un huequecito en el museo Reina Sofía.
Luego están esas fotografías mediocres que con un poco de Photoshop por aquí y por allá y son mejores que cualquier captura de Robert Doisneau. ¿Dónde está el trabajo fotográfico? ¿Qué sentido tiene modificar la naturaleza de una fotografía?
Conclusión: El arte es de las cosas más relativas del mundo mundial. ¿Quién dice lo que es o no arte? ¿Quién es el mecenas? Que me lo presenten, he hecho una foto a la pata de una silla y desborda arte por todos los lados.

4 comentarios:

glers dijo...

Solo queria decirte que hagas la foto en blanco y negro y la reveles en sepia. Nada mas.

Neki-Chan dijo...

vaya O.O te has quedado a gusto, espero. No he entendido todo, pero comprendo tu frustración por el trabajo y lo de la reflex.

yo solo te digo una cosa : ) ahorrando, aunque sea poco a poco, aunque sea para dentro de un año, la conseguirás. Si de verdad la quieres no importa el tiempo... deseala, ahorra y la tendrás : )

ánimo teta, los dos padecemos el mismo problema. Nos gustan cosas a las que les han puesto muchos ceros ^^

Y eso no mejora el odio que sentimos al consumismo : ) Besotes Sora. No dejes que tu cielo se llene de nubes negras. Deja que el sol brille a través de ti ^^

sasong dijo...

toda la razón del mundo en un 99% de las cosas que has dicho

Zorra deskiziada dijo...

Oh sí puta Mía, tus palabras son como un suspiro de aire caliente...
Espera, que mierdas escribo?
En serio nena, eres la reostia.